Amazon pone en pausa un nuevo y polémico cobro en medio de la indignación de vendedores

Suscríbete al newsletter de Digiday en Español aquí para recibir las últimas noticias sobre el sector de marcas y la industria del marketing.

Esta historia fue reportada por primera vez en Modern Retail una publicación hermana de Digiday en Español

Amazon vuelve a retrasar una nuevo y controvertido cobro a los vendedores para apaciguar a sus cientos de miles de comerciantes, después de que el anuncio original provocara una indignación generalizada.

El miércoles por la noche, Amazon anunció a través de su foro de debate para vendedores que la empresa ampliaría el periodo de gracia de su cobro por bajo inventario para los comerciantes. La tasa entró en vigor el 1 de abril, tal y como estaba previsto, pero los vendedores recibirán un reembolso por los gastos incurridos hasta el 14 de mayo, según informó la empresa. Como su nombre indica, Amazon cobrará a los comerciantes que venden y envían productos a través del programa Fulfillment by Amazon, también conocido como FBA, si no mantienen suficiente inventario en los almacenes de la empresa.

“Si bien la mayoría de los vendedores no se verán afectados por la tarifa por bajo nivel de inventario, nuestro objetivo es ayudar a los vendedores que puedan verse afectados a evolucionar sus prácticas comerciales para evitar por completo la tarifa manteniendo suficientes niveles de inventario”, dijo un portavoz de Amazon en un comunicado a Modern Retail.

Todo esto forma parte de la campaña de reducción de costos del CEO Andy Jassy para aumentar los beneficios de Amazon, que incluye despidos continuos y grandes apuestas en segmentos de rápido crecimiento del negocio, como la inteligencia artificial y la publicidad. Al mismo tiempo, el gigante del comercio electrónico se enfrenta a la competencia de empresas como Temu y TikTok Shop, que intentan invadir su terreno. Al aumentar las comisiones a los comerciantes, Amazon consigue preservar sus márgenes de beneficio, eliminar a los vendedores de bajo nivel y reforzar áreas de negocio en crecimiento, como sus servicios de cadena de suministro.

“Amazon necesita recortar gastos”, afirma Jon Elder, CEO y fundador de Black Label Advisor. “Amazon no lo va a decir en voz alta, pero quiere que se queden los vendedores de más éxito, los que ya facturan millones al año y están muy optimizados. El espacio no puede ser ocupado por inventario rancio”.

Amazon ha aumentado las comisiones a los vendedores en los últimos años. Según Marketplace Pulse, las comisiones a los vendedores pueden llegar a suponer la mitad del coste por venta, lo que merma sus beneficios. Sólo en los tres primeros meses del año, Amazon generó $34.500 millones de dólares en ingresos procedentes de las comisiones que cobra a los vendedores, un 16% más que en el mismo periodo del año anterior. La preocupación de que Amazon esté exprimiendo demasiado dinero a las pequeñas empresas ha motivado en parte una demanda de la Comisión Federal de Comercio, que alega que la empresa de Seattle cobra demasiado a sus vendedores.

Los comerciantes han denunciado los nuevos cambios en las tarifas por considerarlos excesivamente elevados, como ya informó Modern Retail. Algunos han dicho que las nuevas tasas probablemente conducirán a precios más altos, ya que las marcas buscan proteger sus márgenes de beneficio.

“Todo el mundo está subiendo los precios”, afirma Elder.

Las entregas de Amazon son más rápidas que nunca. Más de 2.000 millones de artículos llegaron el mismo día o al día siguiente a los miembros de Prime en todo el mundo, escribió el lunes Doug Herrington, CEO de Amazon Stores en todo el mundo. El cumplimiento más rápido ha ayudado, en parte, a impulsar la línea de fondo de Amazon, con beneficios de más del triple a $10.4 mil millones en los tres primeros meses del año, Amazon dijo el martes. Amazon también ha dicho que está ampliando las entregas con drones para entregar productos a los clientes en menos de una hora.

“La logística es tan parte del producto como los propios productos. Y Amazon está presionando para separarse de los demás mediante el envío de más artículos más rápido”, escribió Juozas Kaziukėnas, fundador y CEO de Marketplace Pulse. Añadió que Amazon va camino de batir el récord de 7.000 millones de entregas en el mismo día o al día siguiente del año pasado.

Incluso con estos plazos de entrega más rápidos, los vendedores se sienten desamparados.

Para Scott McIntosh, que vende a través de Amazon el Cell Phone Seat, un dispositivo que sirve de soporte para teléfonos y tazas, el mayor quebradero de cabeza de la nueva tarifa es la falta de capacidad u orientación por parte de Amazon sobre cómo gestionar fácilmente los niveles de inventario.

“Te cobran si vendes demasiado y ahora te cobran si no vendes lo suficiente”, explica McIntosh. “Tienes que encontrar este punto dulce, y no te dicen cómo encontrar ese punto dulce”.

Anteriormente, Amazon había dejado en suspenso la nueva tasa por inventario hasta finales de abril, según informó la empresa en una publicación de su blog el mes pasado. En diciembre del año pasado, Amazon anunció por primera vez esta tasa, así como otra relacionada con la forma en que las marcas transportan sus productos a los almacenes. Al mismo tiempo, Amazon anunció que reduciría drásticamente las tarifas de venta de productos de ropa, en un aparente intento de competir con el minorista de moda rápida Shein.

Además de ampliar el periodo de transición, Amazon ha introducido otras modificaciones en su última actualización. Por ejemplo, la tarifa por bajo inventario no se aplicará a los productos que hayan vendido menos de 20 unidades en la última semana, según la empresa. Las comisiones en las que se haya incurrido debido a tiempos excesivos de recepción y procesamiento causados por Amazon o por servicios gestionados por Amazon se devolverán a los vendedores antes del día 15 del mes siguiente. Por último, Amazon ofrecerá una excepción a las tarifas por bajo inventario para los productos que formen parte de ventas exclusivas Prime durante las cuatro semanas siguientes al Prime Day.

Si bien el retraso de las tarifas de bajo inventario de Amazon sugiere que el gigante tecnológico está dispuesto a capitular hasta cierto punto ante los vendedores, e incluso incorporar comentarios de ellos, la estrategia en última instancia favorece la ambición de Amazon de vencer a la competencia a toda costa.

“Represento a cientos de vendedores, y están enfadados, inseguros sobre el futuro”, afirma Elder, “nunca ha habido tanta falta de confianza en la plataforma de venta” concluye.

https://digiday.com/?p=544230

More in Español

The Washington Post añade audio generado por IA a tres de sus newsletters

Suscríbete al newsletter de Digiday en Español aquí para recibir las últimas noticias sobre el sector de marcas y la industria del marketing. El lunes, The Washington Post añadió audio generado por IA a sus tres boletines informativos, o newsletters, centrados en la política para ofrecer a los lectores la posibilidad de escuchar esos correos […]

pinterest revenue

Las marcas le hacen espacio a Pinterest en sus presupuestos publicitarios

Suscríbete al newsletter de Digiday en Español aquí para recibir las últimas noticias sobre el sector de marcas y la industria del marketing. Esta historia fue reportada por primera vez en Modern Retail una publicación hermana de Digiday en Español. Algunas marcas están volviendo a incluir Pinterest en sus presupuestos publicitarios a medida que la red social […]

Mientras el deporte domina el sector de la moda, Classic Football Shirts asegura inversión y abre su primera tienda en EE.UU.

Suscríbete al newsletter de Digiday en Español aquí para recibir las últimas noticias sobre el sector de marcas y la industria del marketing. Esta historia fue reportada por primera vez en Glossy, una publicación hermana de Digiday en Español. Doug Bierton sabe casi todo lo que hay que saber sobre camisetas de fútbol. El fundador de […]